Los miembros de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días están acostumbrados a que les levanten las cejas cuando se trata de algunas de nuestras opciones de estilo de vida más “únicas”. Sabemos que no todo lo que se nos pide que hagamos (o que no hagamos) necesita una explicación lógica y a prueba de balas. La fe es algo difícil de explicar a las personas que no están familiarizadas con ella, pero tenemos una cierta tolerancia a hacer las cosas sin que tenga sentido para todos los demás.

palabra de sabiduría

Lo que significa aguantar algunas críticas de amigos y colegas que no son miembros cuando nos abstenemos de tomar una copa en una fiesta o rechazamos una invitación para unirnos a un bar local. También nos hemos acostumbrado a eso. Sin embargo, a pesar de algunas sospechas de lo contrario, todavía somos humanos. Entonces, cuando Good News America (GMA) de ABC News cubre una declaración de la Sociedad Estadounidense de Oncología Clínica que reconoce que el consumo de alcohol, incluso en cantidades modestas, aumenta el riesgo de cáncer, no se sorprendan al escuchar a algunos de nosotros decir, “¡Ajá! ¡Palabra de sabiduría! ¡Te lo dijimos!”

No es que realmente necesitáramos tal afirmación para validar el por qué que evitamos el alcohol. La intoxicación por alcohol, los problemas hepáticos, conducir en estado de ebriedad y el alcoholismo son razones suficientes para no beber, por no mencionar los lapsos de juicio e inevitables resacas evocados por el remordimiento. Y sí, somos conscientes de que muchas personas que beben lo hacen con moderación, sin la irresponsabilidad que asociamos con la cultura de fiestas.

palabra de sabiduría

Sin embargo, según la Dra. Jennifer Ashton, incluso aquellos que no beben todos los días o que son cuidadosos en su consumo de alcohol pueden estar aumentando su riesgo de desarrollar cáncer. Esto se debe a que la mayoría de las personas hace una de estas dos cosas: beben más los fines de semana o beben más de la ración recomendada para un determinado tipo de alcohol de una sola vez. Un informe anterior de GMA indica que incluso una bebida alcohólica al día aumenta el riesgo de una mujer al cáncer de mama.

Para aquellos que desean reducir su riesgo de cáncer, Ashton recomienda que,

“disminuya su ingesta de cualquier manera que pueda”, como si hubiera un nivel mínimo de consumo de alcohol por debajo del cual no se le pueda pedir razonablemente a las personas que bajen. De hecho, Ashton parece cruzar una línea momentos después cuando dice: “Algo que es realmente fácil de hacer, si sabes que cuando sales, bebes, ¡no salgas!”

El estudio se queda en silencio, seguido de una risa incómoda. 

Claramente, la gente no ha estado pasando suficiente tiempo con los mormones. Si la idea de abandonar el alcohol por completo es algo que no puedes comprender, es posible que tengas que buscar a algunos estudiantes de BYU para que te eduquen sobre el entretenimiento sin alcohol y sin cáncer.

Este artículo fue escrito originalmente por Holly Black y fue publicado en MormonHub.com, con el título New Science—One Drink is Too Much Español © 2017

(Visited 898 times, 1 visits today)