“El Elder Uchtdorf visitó un campo de concentración en Alemania y asistió a una ceremonia para las víctimas del Holocausto de Sachsenhausen.”

En una visita reciente a Alemania, el Elder Dieter F. Uchtdorf se reunió con la Canciller alemana, Angela Merkel, en una reunión histórica y asistió a una ceremonia de colocación de coronas para las víctimas del Holocausto en el campo de concentración de Sachsenhausen.

Al reflexionar sobre su experiencia en Sachsenhausen, el Elder Uchtdorf compartió un conmovedor mensaje en Facebook sobre un Santo de los Últimos Días que fue ejecutado por el gobierno alemán en 1942 junto con un mensaje inolvidable sobre el poder del amor:

“Hoy estoy en Alemania con el Senador de los Estados Unidos, Orrin Hatch. Ayer visitamos el campo de concentración de Sachsenhausen, en donde participamos en una ofrenda floral en homenaje a las víctimas del Holocausto. Entre los años de 1936 y 1945, aproximadamente 30,000 personas fueron asesinadas en ese campamento. Es desgarrador caminar por los senderos que recorrieron e imaginar lo que soportaron. Esta experiencia me trajo pensamientos y sentimientos similares que tuve recientemente mientras visitaba la prisión de Plötzensee en Berlín, el sitio de la ejecución de Helmuth Hübener.

El senador Orrin Hatch, republicano de Utah, la canciller alemana Angela Merkel y el élder Dieter F. Uchtdorf del Quórum de los Doce Apóstoles de la Iglesia SUD posan para una foto después de una reunión en la Cancillería Federal en Berlín el viernes 6 de julio de 2018. Créditos: Deseret News

Para aquellos que no conocen la historia, Helmuth Hübener era un joven muchacho, uno de los Santos de los Últimos Días en Alemania. Fue ejecutado a la edad de 17 años cuando los nazis lo descubrieron escuchando transmisiones de la BBC y descubrieron que había distribuido panfletos de estas transmisiones. El gobierno alemán lo condenó por traición y lo ejecutó en Plötzensee en 1942.

Es preocupante considerar el camino que condujo a dolor y sufrimiento inimaginables de quienes se convirtieron en víctimas del terrorismo Nazi. Puede ayudarnos a ser más conscientes de aquellos que sufren hoy como resultado de la intolerancia. En nuestra propia esfera de influencia, oro para que el amor de Dios y para nuestro prójimo sea la base de todo lo que hacemos.

El amor es el vínculo que une a las familias, las comunidades y las naciones. El amor es el poder que inicia la amistad, la tolerancia, el civismo y el respeto. Es la fuente que supera la división y el odio. El amor es el fuego que calienta nuestras vidas con un gozo y esperanza divina inigualables. El amor debería ser nuestro hablar y caminar.”

Elder Uchtdorf visita campo de concrentación

Este artículo fue escrito originalmente por LDS Living Staff, y fue publicado por mormonhub.com bajo el título: “Elder Uchtdorf Visits Concentration Camp, Shares Unforgettable Message, Story of Mormon Executed by Nazi