El obispo Gérald Caussé de origen francés quien sirve como Obispo Presidente cuyo cargo es ser el responsable del bienestar temporal de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, recientemente llegó a Berlín, Alemania para conocer de primera mano la situación de los refugiados en esa parte del mundo.

El primer recinto al que llegó fue el Centro Internacional de Congresos que funcionaba como escenario para reuniones comerciales pero que se ha convertido en un asilo para los refugiados que llegan a Alemania. Después pasó por otros sitios de refugio en Neukölln, distrito de Berlín.

De su visita manifestó las siguientes impresiones: “Mi corazón rebosa de gratitud a los que tan generosamente han dado de sus medios y de su tiempo. Al visitar estas instalaciones he podido ver de primera mano cómo las donaciones de los miembros de la Iglesia ayudan a facilitar muchos servicios y ayuda necesarios. Me ha impresionado mucho el compromiso y capacidad del personal de las organizaciones con las que estamos colaborando.”

El obispo presidente pudo conversar con algunos refugiados, mientras expresaba su apoyo y los animaba a continuar. También dijo que esta visita le ha ayudado para conocer más las necesidades de los refugiados y descubrir más formas de ayuda para ellos.

Estos actos que realizan los líderes eclesiásticos de la Iglesia son un ejemplo de la preocupación y dedicación que se tiene por todas las personas en el mundo. Estas acciones a causa del amor que se tiene por el prójimo sin importar su condición cultural o religiosa.

Fuente: Sala de Prensa Mormona

(Visited 203 times, 1 visits today)