“El Presidente Nelson llega a Tierra Santa como parte de su gira mundial compartiendo el mensaje del Príncipe de Paz.”

Jerusalén, Israel.- Dentro de la Puerta de Damasco, la Ciudad Vieja está llena de actividades que avanzan con rapidez.

Un niño carga una bandeja llena de pan recién horneado y el vapor se eleva alrededor. Los lugareños rasgan los panes frescos y los espolvorean con za’atar, un condimento fragante hecho de semillas de sésamo, tomillo, sal y zumaque.

jerusalén

Las mujeres se sientan en las antiguas calles adoquinadas y venden hojas de parra, salvia y perejil. Pesan las hierbas colocando una bolsa en el fondo de una balanza hecha a mano.

También te puede interesar:El emotivo encuentro de los santos con el presidente Nelson en Inglaterra

La ciudad nuevamente se llena de ajetreo cuando algunos responden el “Llamado a la Oración” y otros siguen las “Estaciones de la Cruz”. Muchos aquí comienzan su día orando y tocando el Muro de las Lamentaciones, mientras que otros miles visitan el Monte del Templo, la Cúpula de la Roca o la Iglesia del Santo Sepulcro.

A esta ciudad de Reyes y Profetas llega el Presidente Russell M. Nelson de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, trayendo un mensaje de esperanza a Jerusalén, como parte de una gira de dos semanas que abarcará todo el mundo.

“Queremos centrarnos en el Señor Jesucristo”, dijo el Presidente Nelson, quien llegó aquí la noche del viernes desde Londres con su esposa la hermana Wendy Nelson, el Elder Jeffrey R. Holland del Quórum de los Doce Apóstoles y su esposa, la hermana Patricia T. Holland, entre otros.

Debido a la importancia de su historia, Jerusalén, ubicada en la intersección entre Europa, África y Asia, se convierte en el punto central de la visita ministerial del Presidente Nelson, que también incluirá escalas en Kenia, Zimbabwe, India, Tailandia, Hong Kong y Hawai.

jerusalén

Las paredes que rodean la Ciudad Vieja fueron construidas hace casi 500 años, sin embargo, los mercados dentro de esas paredes también tienen los signos de una era moderna. Conductos de aire acondicionado corren a lo largo de los barrios antiguos y guardias armados aseguran el área; una parte del mundo considerada sagrada para judíos, cristianos y musulmanes.

Los guardias y la amenaza de violencia también han sido parte de la ciudad durante siglos a medida que los conflictos continúan afectando al Medio Oriente. Los protestantes palestinos se enfrentaron con soldados israelíes a lo largo de la frontera que separa Gaza de Israel. Los informes de prensa señalan que aún continúa la tensión en Medio Oriente a medida que los países, incluidos Estados Unidos e Israel, buscan respuestas a la violencia de una Siria devastada por la guerra.

Aún así, la misión del hombre llamado como Profeta de 16 millones de miembros de la Iglesia Mormona es centrar la atención en el Príncipe de la Paz, Jesucristo, que caminó por estas calles, trajo su Evangelio al mundo y cuyos discípulos creen que venció la muerte mediante la resurrección.

El Presidente Nelson tomó tiempo el día viernes por la noche apreciar la Ciudad Vieja desde el Centro BYU de Jerusalén, un edificio de ocho niveles ubicado en cinco acres en el Monte Scopus, con vistas al Monte de los Olivos y a la Ciudad Vieja.

Después de visitar Londres y dirigirse a un grupo diverso de miembros de la Iglesia Mormona reunidos en la capilla de Hyde Park, la delegación del Presidente Nelson continuó el viaje que incluye visitas a ocho países en 11 días.

Cassidy Heaton, de 24 años, estudiante del Centro BYU de Jerusalén de Ogden, Utah, dijo que venían personas de todo el mundo para visitar Jerusalén y que es histórico tener al Presidente Nelson y al Elder Holland aquí.

“Aquí es donde sucedió todo. La persona más importante que haya vivido en la Tierra… vivió aquí, murió aquí y resucitó aquí”, dijo, también señaló que cree que el Profeta del Señor continuará el ministerio de Jesucristo aquí.

Holly Castleton, de 22 años, también estudiante de la Centro BYU de Jerusalén de Mesa, Arizona, encuentra una gran importancia en el hecho de que el Presidente Nelson ha llegado a un lugar “tan familiar” para el Salvador.

“El Presidente Nelson es el portavoz del Señor”, y este es el lugar “donde todo comenzó”, dijo Holly. El Profeta se dirigirá a los reunidos en el Centro de Jerusalén el día sábado en una conferencia en un distrito de Jerusalén.

La visita del Presidente Nelson también tiene un gran significado para la Iglesia. En 1972, Harold B. Lee se convirtió en el primer Presidente de la Iglesia Mormona en visitar Jerusalén, según la información compilada por la Biblioteca de Historia de la Iglesia. Spencer W. Kimball y Gordon B. Hinckley también visitaron Jerusalén como Profetas Mormones en 1979 y el 2000, respectivamente.

“Este artículo fue escrito originalmente por Sarah Jane Weaver y fue publicado por deseretnews.com bajo el título: “President Nelson arrives in Holy Land, ‘where it all happened’